Sus  ingredientes son: Caolín, Sodium Bicarbonate, Cola de Caballo en Polvo (Equisetum arvense), Hoja de Nogal en Polvo (Juglans regia), Retama Negra en Polvo (Cytisus scoparius), Aceite de Árbol del Té (Melaleuca alternifolia), Aceite de Lima (Citrus aurantifolia), citral, Geraniol, Citronellol, Limonene, Linalool, Perfume.
El caolín, una arcilla natural blanca, absorbe el agua para no dejar acutar a las bacterias, fermentos y mohos. Tiene un gran poder absorbente y anti-bacteriano porque también es muy rica en calcio, en Zinc, en magnesio y en silicio. Es estupendo para nuestra piel.
El árbol de té, la lima y el nogal son antimicrobianos. El resto de los ingredientes no tienen problema, hasta llegar al perfume… Ahí es donde Lush lo estropea… ¿Qué es perfume?  ¿Qué lleva? Pues no lo sabemos, y están en su derecho de guardarse el secreto, legalmente hablando. El perfume en los cosméticos forma parte de la fórmula patentada y por ley, los fabricantes no están obligados a revelar su origen. Podéis leer lo que dice Lush de sus perfumes en este enlace.